La mitad de las motos urbanas circula con la presión baja en los neumáticos

Comentarios
1

Según los datos que maneja Euromaster, cerca de la mitad de los usuarios de motocicletas urbanas circulan con las ruedas bajas. Sin embargo, la presión es solo uno de los puntos críticos que comprometen la seguridad en las motos. Existen otros tales como pueden ser los neumáticos agrietados o ruido al frenar. Por ello, es clave acudir, al menos, una vez al año al taller para realizar una revisión, completamente gratuita en los centros de Euromaster.

La red de talleres especialista en el mantenimiento integral del vehículo, además, también se encarga de realizar un chequeo del estado de los puntos críticos, es decir, neumáticos, luces, transmisión, nivel-estado de aceite, suspensión, niveles de líquidos, matrícula y por supuesto frenos. La visita a ‘boxes’ por parte de las motocicletas se produce, de media, con un tercio menos de kilómetros recorridos respecto a un automóvil, que recorre mayores distancias.

Otra señal que indica que hay que poner a punto la moto es la pérdida, por goteo, de distintos fluidos. Este aspecto es importante ya que no solo puede acortar la vida útil del vehículo, sino que también obedece a una cuestión de seguridad ya que puede provocar una caída por pérdida de adherencia de los neumáticos si estos se ven contaminados por dichos fluidos.

Por su parte, la transmisión desengrasada u oxidada provocará los típicos tirones en la moto y se sumaría a otras señales como los frenos oxidados, el fallo de alguna luz, el mal arranque o, directamente, que el vehículo no pueda circular por quedarse sin batería, entre otros motivos.



También te puede interesar: