Cambiarás tu opinión sobre el invierno con las nuevas manoplas calefactables de Kappa

Comentarios
1

La marca italiana Kappa ha tirado de innovación para que los motoristas tengan las manos siempre calientes por muy bajas que sean las temperaturas. Ha lanzado las manoplas calefactables universales para moto y escúter KS604.

Estas manoplas no solo proporcionan abrigo gracias a su estructura de tejido acolchado (600D ripstop políester recubierto de PVC) sino que pueden generar calor gracias a la conexión directa a la batería de la moto o a la toma de corriente de 12V a través de unos cables de instalación incluidos. Un pulsador regula la potencia en tres niveles y, una vez activado el “sistema de calefacción”, el calor en el interior se activa en unos 3 o 4 minutos.

Más en detalle, el funcionamiento de esta calefacción se basa en un circuito cerrado de 12V que conecta la batería de la moto o escúter a la resistencia eléctrica, aislada y protegida, insertada en el par de manoplas, que se calientan sin acusar problemas de flexibilidad o sobrecalentamiento. Como la tensión utilizada es muy baja, no hay peligro con el paso de la corriente. De hecho, las KS604 están certificadas con la norma TÜV EN55014 que avala la seguridad y buen funcionamiento de este accesorio. Así mismo, los propietarios de un vehículo con una toma de encendedor de 12V en el salpicadero o con un “Power Hub” ya instalado (como el kit KS110 + KS111 producido por Kappa) pueden conectar el cable de las KS604 directamente ahí.

La instalación de las manoplas es sencilla gracias al rápido sistema de fijación desarrollado por Kappa el cual no requiere la retirada de los contrapesos y el precio de las KS604 es de 133,99 euros, IVA incluido.